domingo, 12 de julio de 2015

Misa por Pablo Domínguez, sacerdote

El viernes pasado tuve el inmenso gozo de poder celebrar la Santa Misa en la Cripta de la Concepción de Goya, donde está enterrado Pablo Domínguez, sacerdote al que muchos queréis y que muchos otros conocéis por la película "La última cima". Fue un momento de gracia poder celebrarlo en el aniversario de bautismo de Pablo. Nunca me cansaré de darle las gracias a Pilar y José Manuel, sus padres y a la veintena de personas que estuvieron también presentes. Poder celebrar a los pies de la tumba de Pablo, con quien tantas veces compartí nuestro amor a la eucaristía, ha sido un gran privilegio.
Querido Pablo, ofrecimos la Misa por ti, y también te encomendamos a ti todas nuestras intenciones. Sigues cuidando de nosotros como siempre lo hiciste. Muchas gracias.




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada